Flor de naranjo, o será solo una cáscara….

No es fácil hablar mal de la gente y menos cuando has tenido contacto directo y dentro de las sombras también hay claridades. Pero también hay momentos y situaciones en que debes tomar una posición y actuar para que no haya más daños si es éstos son posibles.

Es el caso de la llamada Art Colony Portakal Çiçegi, que en castellano sería Colonia Artística Flor de Naranjo y que se realiza (porque no es algo continuo sino una actividad anual), en Sapanka, Turquía. Esta “colonia” es patrocinada por un industrial y hombre de negocios llamado Hamed Sharkin que vive en Istanbul. Quien se encarga de la coordinación general es un tal Hakan Körpi y en la gestión del proyecto está el macedonio Gazanfer Bayram. Cada año durante 22 días de junio abren el Dogapark en el pueblo de Sapanka, al norte del país, para albergar entre 30 y 40 artistas, para trabajar, producir arte, concentrarse en lo que más aman hacer, además de comer y beber a pasto.

Suena bien ¿verdad?  eso es lo que hemos creído al principio quienes hemos estado en Sapanka.

Pero la realidad fue otra.

Yo estuve, junto con artistas como Lone Seeberg, Roberto Dragoni, Neslihan Özgenç, Jaime Carvahlo, Claudia Chianucci, en junio del 2011. Turquía para mi fue estar en el borde de un misterio arcaico, gozando de gente maravillosa como las cocineras, las que nos atendieron en las mesas, la gente en el mercado, de una comida buenísima con mucho parecido a la mexicana, con buenos ratos, construyendo buenas y duraderas relaciones de amistad y profesionales, pintando.
Y todo esto a pesar de.

Hace unos días me contactó un artista español que vive en Turquía desde hace mucho tiempo, Juan Botella Lucas. Me contaba que su experiencia en la Art Colony de este año fue nefasta. Que lo expulsaron, le rechazaron la obra, se la destrozaron. Justamente indignado, me comentó que a otros artistas más les toco su parte también, como al ceramista argentino Alejandro Gregorio, a quien le destruyeron gran cantidad de sus piezas por no saber cómo manejarlas. Se quejó del poco conocimiento sobre arte que tienen quienes están a cargo, y lo que es peor, la poca manera de tratar a las y los artistas, el nulo respeto de, especialmente, su coordinador general Hakan.

Todo esto me volvió a la memoria los ultrajes que no solo yo sino mis ahora amigas artistas fuimos objeto: Neslihan, quien es muy guapa, fue molestada sexualmente por este mismo hombre el día de la inauguración de la exposición en Ankara de parte de la obra realizada, violencia no solo solapada sino apoyada por su equipo de manera burda y machista. Neslihan tuvo que ponerles enfrente a un par de abogados para que la dejaran en paz, ya que hasta la amenazaron de provocar la perdida de su empleo como profesora en la Universidad de Sakarya. A Lone, quien dejó 3 magníficos óleos, ni siquiera le enviaron el catálogo. Esto fue después de la colonia, pero durante ella sufrimos constantes atropellos que pudieran considerarse -aunque molestos- menores, provenientes de machos bien machos, que nos hicieron la estancia una experiencia muy desagradable,  aunque sepamos navegar aguas turbulentas.

La censura que mi pequeña  Outsider, axión # I: Free all artists en la que coloqué con ayuda de otros artistas y Sindar, el propio, mantas en homenaje a Ai Weiwei y Pippa Bacca, performer asesinada en Turquía durante su perfomance por la paz precisamente por el machismo imperante, me hizo enojar mucho y me gané el apodo de Mujer Dragón  y comentarios como el de ” no es una mujer” (tal vez por eso a mi si me mandaron catálogos). Después de esto yo seguí trabajando de manera distinta.

Todo esto dentro de un Dogapark que es un zoológico y que huele como tal.  No podíamos quitarnos de la cabeza que eramos parte de la exhibición de bichos raros, nos tenían o al menos hicieron lo posible, por tenernos controlad@s. No nos permitían caminar sol@s por el pueblo y Lone y yo tuvimos que exigir ver algo de Turquía aparte de el camino entre el hotel de una estrella donde nos alojaron y el zoo donde nos obligaban a trabajar 8 horas .

Y vaya, eramos demasiad@s artistas junto a los pavoreales y los patos, y debo decir que la mayoría producían un arte bastante mediocre. Y a destajo. Y todo, todo se lo quedaron ellos. Hubo un artista ya aclientelado de Kazakistán que me regaló un cuadro y no le permitieron dármelo!  No podíamos creerlo. Y no podíamos hacer mucho! estábamos atrapadas por 22 días en ese lugar en el que los buenos ratos venían con la cena y el raki o el sharap, pero que a la vez podía convertirse en suplicio porque si descubrieron que cantabas, estabas ya obligada a entretenerlos cada noche.
Y a huevo nada.

También observé el mal trato al personal, que fue voluntario en gran medida. Que se desvivió por a su vez tratarnos de lujo y no recibió ni las gracias. Lo se por fuente directa, ya que sigo en contacto con dos de ellas. Y no hay nada que me enoje más que el desprecio a las personas, principalmente a las trabajadoras. Y así todas, todos, artistas y staff, eramos trabajadoras para ellos. Y así nos fue.

Ahora, la experiencia 2012 me dice que las cosas han empeorado.  Juan Botella ha contactado a varias personas que como yo tenemos participación directa y ha recopilado los testimonios. Ha abierto también un grupo en facebook, con el fin de primero, denunciar los malos tratos y segundo, alertar a posibles futuros artistas participantes en esta “colonia” a no hacerlo.

Hay que denunciar los abusos. Gente como ellos creen que con bebida y comida nos tienen content@s. Y me pregunto, ¿para qué lo hacen?  La cantidad de obra resultante cada año es inmensa. Buena o mala. Esculturas en mármol, en metal, que en el mercado estarán muy bien cotizadas. Óleos y acrílicos por montones. ¿qué hacen con ellas? en la exposición y en el catálogo solo aparece una mínima parte.  ¿Cómo las explotan?

¿qué hay detrás de la Flor del Naranjo?

He dicho que en esta experiencia había claridades, y estas provienen de las mujeres.

Lone, Neslihan, Çagla, artistas cálidas y amorosas.  Claudia mi roomate, que se la pasaba literalmente picando piedra. Melike y Emel y las chicas de la cocina, Emilia la esposa de Gazanfer, Nur la hija de Ahmed el boss. Fueron ellas las que hicieron esta experiencia memorable en el buen sentido. Siempre prefiero ver lo positivo, me quedo con ellas, con la Turquía que vi, con la que me invita a volver.

Pero denuncio a quienes utilizan al arte y a quienes nos dedicamos al arte para sus fines sin siquiera tener un mínimo respeto por las personas y su trabajo. Pienso, quiero creer, que el señor Shahin  no sabe qué es lo que sucede en el Dogapark cuando no está.

HATIRA

Anuncios

Un pensamiento en “Flor de naranjo, o será solo una cáscara….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: